Sigue desigualdad de género en pandemia: mujeres tienen sólo 76% de los derechos que gozan los hombres

El Banco Mundial advirtió que la pandemia está reforzando la desigualdad de género en muchos países, y las mujeres tienen en promedio aproximadamente tres cuartas partes de los derechos legales de los hombres, una situación que podría socavar el desarrollo global.

El COVID-19 ha exacerbado los desafíos de las mujeres en el empleo y la educación, dijo el organismo en su informe anual Mujeres, Empresa y el Derecho.

Si bien la legislación en algunos países ha mejorado, las mujeres aún enfrentan límites legales en sus oportunidades económicas, incluidas restricciones para viajar sin un tutor masculino, así como desventajas en la crianza de los hijos y la jubilación, agregó el Banco.

La pandemia también contribuyó a un aumento en la gravedad y la frecuencia de la violencia de género, según el informe. Los países deben tomar medidas para mejorar la licencia parental remunerada, los beneficios del Gobierno y la prohibición de despedir a mujeres embarazadas, entre otras medidas, señaló el Banco Mundial. En 100 economías, no hay leyes que obliguen que hombres y mujeres reciban la misma remuneración laboral.

“Las mujeres deben estar plenamente incluidas en las economías para lograr mejores resultados de desarrollo”, dijo el presidente del Banco Mundial, David Malpass. “Las mujeres deben tener el mismo acceso a la financiación y los mismos derechos a la herencia que los hombres y deben estar en el centro de nuestros esfuerzos hacia una recuperación inclusiva y resistente del COVID-19”.

El puntaje promedio en el índice global del Banco Mundial en el informe es de 76.1 para un periodo de poco más de un año hasta septiembre de 2020, frente a los 75.5 del año anterior. El índice se basa en medidas de pago, matrimonio, movilidad y otros factores, y una puntuación de 100 significa que las mujeres y los hombres tienen los mismos derechos, algo que solo se ha logrado en Bélgica, Canadá, Dinamarca, Francia, Islandia, Irlanda, Letonia, Luxemburgo, Portugal y Suecia.

De las 39 economías con puntajes superiores a 90, 28 son países de altos ingresos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), y siete están en Europa y Asia Central. Los otros están en América Latina y el Caribe, Asia oriental y el Pacífico, y África subsahariana. Las economías de Medio Oriente y África del Norte tienen el puntaje promedio más bajo en 51.5. Los países de altos ingresos obtuvieron mejores puntajes en promedio que los países de bajos ingresos.

Fuente: El Financiero / Eric Martin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *