Home Office: más productividad, conectividad e independencia, afirma estudio

Un informe de investigación global realizado por la compañía Lenovo resaltó cuáles han sido los cambios que se han sufrido en la vida diaria con la aparición de la pandemia del coronavirus y el crecimiento del uso de tecnologías como las videollamadas para realizar trabajos desde casa (home office).

De igual manera, el estudio indicó cómo las empresas y sus departamentos de sistemas pueden potenciar la nueva era del trabajo remoto que vendrá más adelante.

El estudio, llamado La tecnología y el cambiante mundo laboral, observó cómo los empleados a nivel mundial respondieron a la “nueva normalidad” luego de que la mayoría de los encuestados (72%) confirmó un cambio en su dinámica laboral diaria en los últimos tres meses.

De acuerdo con el reporte de la firma, actualmente los trabajadores se sienten más productivos que antes, al trabajar desde casa, no obstante, datos demuestran las desventajas financieras, físicas y emocionales para la fuerza de trabajo global.

“Estos datos nos han proporcionado información valiosa sobre la compleja relación que los empleados tienen con la tecnología en tanto lo laboral y lo personal se entrelazan con el aumento del trabajo desde casa”, comentó Dilip Bhatia, vicepresidente de Experiencia del Usuario y Cliente Global de Lenovo.

“Los encuestados a nivel global se sienten más dependientes de sus computadoras de uso para el trabajo y más productivos pero les preocupa la seguridad de los datos y esperan que sus empresas inviertan más en capacitación tecnológica. Estamos utilizando estas conclusiones para mejorar el desarrollo de nuestra tecnología inteligente y facultar mejor a los trabajadores remotos del mañana”.

Mayor productividad, conectividad e independencia

De igual forma, las personas encuestadas en el mundo han aceptado el trabajo fuera de la oficina como una opción para continuar con sus labores, no obstante se sienten más “pegados” a sus dispositivos, dado que la “oficina” se convierte en cualquier lugar.

De acuerdo con el estudio, 85% de los encuestados se siente más dependiente de sus PC de trabajo (laptops y/o computadoras de escritorio) de lo que se sentía cuando trabajaba en la oficina, mientras que casi dos tercios (63%) de la fuerza de trabajo global encuestada se siente más productiva trabajando desde casa que cuando lo hacía en la oficina.

Igualmente, el 52% de los encuestados considera que continuará trabajando desde casa más de lo que lo hacía antes de la pandemia de COVID-19, incluso después de que se levanten las medidas de distanciamiento social.

Esta nueva confianza en el trabajo remoto ha aumentado la necesidad de las organizaciones de contar con soluciones de tecnologías de la información (TI) modernas y personalizables para implementar a escala. El 79% de los participantes coinciden en que han tenido que ser su propia persona de TI al trabajar desde casa, y la mayoría de los encuestados cree que los empleadores deberían invertir en más capacitación tecnológica para empoderar el trabajo desde casa con miras al futuro.

Este cambio tan rápido hacia el trabajo desde casa, generó que los trabajadores tuvieran que realizar inversiones personales en tecnología y que sus empleadores no lo hicieron.

De igual forma, siete de cada diez empleados encuestados a nivel global tuvieron que adquirir nueva tecnología para poder realizar el trabajo remoto.

Casi el 40% de los encuestados ha tenido que financiar parcial o totalmente sus propias mejoras tecnológicas.

Asimismo, los encuestados en México declararon que han tenido que gastar personalmente un promedio de 5,014 pesos para actualizar o mejorar la tecnología con la que contaban mientras trabajan desde casa debido a COVID-19 y aproximadamente 17% más que el promedio global.

Las nuevas formas de trabajar también provocaron verdaderos malestares. El 71% de los trabajadores encuestados se quejó de nuevos o mayores problemas, incluyendo dolores de cabeza, dolores de espalda y cuello así como dificultad para dormir, entre otros. Contar con una organización adecuada para el trabajo desde casa es importante para minimizar el malestar, incluyendo el mobiliario adecuado y un monitor externo de mayor tamaño que se pueda ajustar ergonómicamente a la altura natural de los ojos.

Buscar el tiempo para tener recreos también es importante dado que muchos recreos incorporados al día laboral de los trabajadores en una oficina (estirarse, levantarse para buscar un café, salir a almorzar, etc.) ocurren con ritmos diferentes cuando se trabaja de forma remota.

Junto con las dolencias físicas, los trabajadores alrededor del mundo identificaron otros desafíos en la experiencia del trabajo desde casa: una menor conexión personal con colegas, la imposibilidad de separar la vida laboral de la vida personal y la dificultad para concentrarse en horario laboral debido a las distracciones en casa.

La capacitación e implementación de capacidades de videoconferencia de alta calidad tales como webcams y auriculares con cancelación de ruido en la PC, tablet o teléfono de trabajo, puede ayudar a los empleados a sentirse más conectados con sus colegas y con menores distracciones en casa.

Fuente: Cadena Noticias

Deja un comentario