Outsourcing: las consideraciones financieras y éticas

Para leer la lectura completa,
LEER LA LECTURA COMPLETA AQUÍ

Te recomendamos leerlo porque el artículo analiza el tema de la seguridad de la información cuando se tercerizan áreas en países que no cuentan con legislaciones de protección de datos.

Un dato: El Instituto Americano de Contadores Públicos Certificados tiene regulaciones para divulgar a los clientes la subcontratación externa de su información, no hay equivalencias en el Reino Unido.

Síntesis

Para algunos, la idea de la subcontratación es el resultado de una mala gestión; para otros, es una forma de reducir costos y aumentar los servicios. Sin embargo, tanto para las pymes como para las grandes corporaciones, es una realidad que un modelo de negocio eficiente en el siglo XXI utiliza la subcontratación.

Desde la década de 1990, las principales firmas de contabilidad han subcontratado sus servicios a centros en India, gracias a un tipo de cambio que favorece a la libra y a una gran fuerza laboral. Del mismo modo, Europa y América del Norte también han visto un aumento en la contratación externa a medida que más empresas buscan reducir costos y mejorar el servicio. A medida que aumentan los salarios en el Reino Unido y disminuye el valor de la libra, las firmas de contabilidad están buscando formas de hacer que su negocio sea lo más rentable posible.

Asegurando los beneficios.

Los contadores de Goringe han estado prestando servicios en el Reino Unido desde 2007, e internacionalmente con sus servicios de outsourcing durante los últimos siete años. Su fundador, Nicky Goringe Larkin, descubrió que proporcionar servicios de outsourcing hizo crecer su negocio de manera orgánica y asequible, y cree que muy pocas empresas pequeñas y medianas se están aprovechando de los beneficios.

“Pueden incursionar en esta área, pero a menudo no quieren involucrarse necesariamente con demasiados detalles”, dijo Goringe Larkin. “Pero creo que las empresas más pequeñas que tienen externalización, pueden beneficiarse tanto como tienen los recursos disponibles para cubrir muchas áreas dentro de la función financiera”.

Hay empresas dedicadas de outsourcing que pueden ayudar a crear un plan, así como empresas que brindan servicios de outsourcing y la creciente base de datos de herramientas digitales que ayudan a facilitar la administración. Sin embargo, las firmas de contadores necesitan saber qué quieren de la relación de outsourcing antes de hacer cambios importantes, particularmente con los cambios que ocurren en la relación entre el Reino Unido y la Unión Europea.

La ética de la no divulgación.

También surge un problema moral cuando los clientes no son informados de que sus finanzas se manejan en otro lugar. Si bien el Instituto Americano de Contadores Públicos Certificados, el equivalente estadounidense al ICAEW del Reino Unido, tiene regulaciones para divulgar a los clientes la subcontratación externa de su información, no hay equivalencias en el Reino Unido.

Si una empresa revela desde dónde se archiva la nómina de su cliente, por ejemplo, es un asunto moral en lugar de legal, pero los clientes pueden tener una opinión diferente a la de sus empresas.

Cuando una empresa revela que está externalizando parte de su carga de trabajo, debe prepararse para que su seguridad de datos sea cuestionada. Por ejemplo, India alberga muchos centros de outsourcing, pero actualmente no cumplen con el RGPD, y con el cibercrimen cada vez más sofisticado, es razonable que un cliente quiera saber dónde se almacena su información personal.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que no todo el outsourcing se lleva a cabo en otro país, particularmente para las pequeñas y medianas empresas. Una empresa en Londres, por ejemplo, podría externalizar la contabilidad a un empleado ubicado en el norte de Inglaterra, donde los costos de vida y los salarios son más bajos en general.

En estos casos, hay menos problemas morales, ya que los empleados aún están bajo la jurisdicción del Reino Unido. Sin embargo, la subcontratación externa pone en tela de juicio las leyes de protección de datos de la UE, que están sujetas a cambios en virtud del Brexit.

Si bien los clientes pueden ser cautelosos, cada minuto se transmite una cantidad increíble de información a nivel internacional, y aunque el cibercrimen está en aumento, los riesgos de seguridad pueden mitigarse con firewalls y supervisión humana. Todas estas cosas deben considerarse antes de avanzar en la decisión de subcontratar.

Preocupaciones entre empresas

Para las empresas con muchos clientes y empleados, la externalización de ciertos elementos como la nómina y los impuestos tiene sentido fiscal. El outsourcing viene con su propio conjunto de desafíos, incluidos los riesgos de seguridad, la posibilidad de un servicio inadecuado y la baja retención de empleados.

Además, se pierde un cierto grado de supervisión cuando una empresa tiene empleados en otro país. Su gestión proviene en última instancia del administrador del sitio.

Para las pequeñas empresas con una cantidad limitada de personal clave, la gestión de los empleados subcontratados puede tomar tiempo que no tienen, por lo que los beneficios propuestos deben compararse con los inconvenientes. El outsourcing es popular en la contabilidad porque funciona, pero como cada empresa tiene objetivos diferentes, es importante poner a su empresa en primer lugar.

Deja un comentario